El Papa celebra de sorpresa una boda.

Ciudad del Vaticano (www.pastoralsiglo21.org) 17 de Julio del 2018.- Este sábado pasado, el sacerdote brasileño P. Renato dos Santos entró en la sacristía de la iglesia de San Estaban, en el Vaticano, con el fin de prepararse para celebrar una boda. Y se quedó sin habla al encontrar, sentado y sonriente, al Papa Francisco que lo esperaba.

“Jamás en mi vida hubiera pensado en encontrarme al Papa en una sacristía”, ha declarado el P. Renato a Vatican News. Cuando el Papa salió a celebrar el matrimonio, la sorpresa fue tal para todos que “las personas se preguntaban unas a otras si ese que veían ante ellos era realmente el Papa Francisco”, recuerda el P. Renato.

Los novios -el guardia suizo Luca Schafer y la brasileña Leticia Vera, trabajadora de los Museos Vaticanos- habían hecho llegar al Papa la petición de que participase en su boda, pero casi no esperaban que pudiera estar presente.

“He visto al Papa como un verdadero párroco que cuida sus propias ovejas –dice el P. Renato-. Lo ha hecho siempre”.

La homilía del Pontífice se basó en tres conceptos que ayudan a vivir con plenitud el matrimonio: comenzar, detenerse y retormar el camino”.

“Todo esto demuestra que el Papa Francisco tiene en el corazón el valor del matrimonio. Ama este sacramento que da inicio a una familia que desea poner a Dios en el centro”, concluye el sacerdote brasileño.

Con información de: Vatican News